Portada > Actualidad
Vota: +0

Celebración

Lisandro Aristimuño: «Sólo me interesa que la música sea masiva y no yo»

AGENCIAS el 09/12/2014 

Después de haber forjado un camino musical independiente y absolutamente autogestivo, el cantautor rionegrino Lisandro Aristimuño celebrará los diez años de su primer disco Azules Turquesas con dos conciertos —los días viernes y sábado próximos— en el teatro Gran Rex de Buenos Aires.

Lisandro Aristimuño © La Penna Tito/Télam

 

Télam - "Me interesa que sólo la música sea masiva", advierte Lisandro Aristimuño a Télam, como una forma de sintetizar la alegría por haber llegado a convocar dos fechas a sala llena en la mítica calle Corrientes y, a la vez, la extrañeza que significa pasar de un trabajo minucioso, pausado, a la vorágine que acompaña lo masivo.

 

Si elegir significa también resignar, en materia musical el cantautor trocó escenarios íntimos por shows multitudinarios; anonimato por la ciudad empapelada con su cara anunciando los conciertos; pero continuó enarbolando la independencia como variable inalterable.

 

"No fue algo sorpresivo; no me bajaron de un taxi medio drogado en el estadio de River para tocar mientras yo me preguntaba cómo es que llegué a eso. Fui eligiendo todo lo que construí y lo hice de manera cuidadosa y pensada", remarcó el músico nacido en Viedma.

 

"Ser masivo desde la autogestión es un festejo. Luego, siempre me estoy cuidando porque sólo quiero que la música sea masiva y no yo. Y, en ese punto, lo único que extraño es esa época en la que no necesitaba cuidarme tanto de que mi cara no canse". añadió.

 

Su carrera, por fuera de los comienzos informales en su tierra natal, tuvo un puntapié amarrado a una impensada trilogía surgida al murmullo abrumador que lo sacudió ni bien pisó suelo porteño: primero, Azules Turquesas (2004), luego Ese asunto de la ventana (2005) y después 39° (2007).

 

Luego, con el doble Las crónicas del viento (2009) empezó a subir el voltaje de exposición y su nombre comenzó a resonar con mayor insistencia, hasta que Mundo anfibio (2012), tal vez su propuesta más rockera, lo catapultó al primer Gran Rex y lo masivo, eso que ante los ojos ajenos aparece como un mojón indiscutible, resultó inevitable.

 

Hoy, a diez años de ese tímido pero contundente primer álbum, Aristimuño celebra un repertorio de más de 70 canciones, una cantidad incontable de shows por todo el país, la libertad de hacer un camino propio sin jefes ni imposiciones y el reconocimiento, no sólo del público, sino de artistas de la talla de Ricardo Mollo, Liliana Herrero y Fito Páez.

 

"Esta gira fue una suerte de resumen grande de mi carrera, con un repertorio rotativo de todos los temas de mis discos. Por suerte tengo músicos que tocan conmigo desde el principio y se saben absolutamente todas las canciones", contó sobre los "Azules Turquesas", nombre con el que apodó a su banda.

 

"A esta altura puedo confesar que hay algunas canciones que ya me embola tocar; otras que tengo que hacer sí o sí en los shows porque es lo que el público quiere oír, porque necesitan escucharlas", asumió.

 

Pero, también, el paso del tiempo sirvió como leudante de algunos temas que nunca había tocado y para modificar algunos clásicos que toca obligadamente pero aportándole nuevos sonidos: "Más que nada me fijo en los climas y en armar una buena película; que no sea igual todo el tiempo sino que el público pueda sentir, por ejemplo, cuando está entrando el malo".

 

Como si tocar por todo el país no saciara por completo su hambre musical, Lisandro estuvo también trabajando como productor del nuevo disco de Fabiana Cantilo que, aún sin nombre, saldrá a la venta a principios del año próximo.

 

"Habíamos compartido un par de escenarios, un día me pidió que le produjera una canción del álbum nuevo y, al otro día, me preguntó si quería encargarme del disco entero", contó el músico que había hecho lo propio con Maldigo, el más reciente trabajo de Liliana Herrero.

 

"El resultado —según describió— es un álbum súper distinto, increíble, que debería escuchar todo el mundo. Ella está pasando por un momento muy bueno y mira todo desde un foco distinto, con letras muy claras, positivas, energéticas".

 

Por último, para coronar un 2014 fecundo, Aristimuño fue convocado por el propio Tweety González para participar del tributo a Gustavo Cerati, fallecido el 4 de septiembre pasado, que se realizó en la TV Pública junto a otros músicos.

 

"Para mí fue muy importante. Yo hacía covers de Cerati en Viedma, es mi cantante favorito, con una voz muy personal, única, un artista fino por donde lo mires. Como dijo Charly, era un 'arquitecto de la música'", apuntó Aristimuño, quien eligió cantar Ella usó mi cabeza como un revolver.

 

"Es un tema que me destroza —explicó—; me parece desgarrador, de las mejores canciones de amor que escuché, muy carnal, muy valiente porque habla desde la resignación y me sirvió para ver a Gustavo como un ser humano, porque para mí siempre había sido un superhéroe".










 
  

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

 

LO + EN CANCIONEROS.COM

 

HOY DESTACAMOS
Sufrió un infarto el 9 de agosto

el 28/11/2016

La empresa de management de Luis Eduardo Aute, ha informado mediante comunicado que el estado del trovador "ha mejorado notablemente en las últimas semanas y que se encuentra en una nueva fase de recuperación."

HOY EN PORTADA
Tango en Barcelona y Canción maleva

por Carles Gracia Escarp el 06/12/2016

La canzonista cuyana Sandra Rehder cerró un ciclo de recitales de puro tango que ofreció en el Borne de Barcelona junto a Marcelo Mercadante al bandoneón y Gustavo Battaglia a la guitarra, el trío prepara un nuevo disco (Canción Maleva) bajo un sistema de micromecenazgo que finaliza el 24 de diciembre.

 



© 2016 CANCIONEROS.COM, CANDIAUTOR 2010 SL

Notas legales

Qué es cancioneros
Aviso legal
• Política de privacidad

Servicios

Contacto
Cómo colaborar
Criterios
Estadísticas
Publicidad

Síguenos

  

 

Acceso profesional