Tu risa / La carta en el camino

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Ríete de la noche, del día, de la luna,
ríete de este torpe muchacho que te quiere;
niégame el pan, el aire, la luz, la primavera,
pero tu risa nunca, porque me moriría.

Junto al mar, en otoño, tu risa debe alzar
su cascada de espuma, y en primaviera quiero,
quiero tu risa como la flor que yo esperaba,
la flor azul, la rosa de mi patria sonora.

Amor mío si vieras, si vieras que de pronto,
mi sangre cae y mancha las piedras de la calle,
ríe porque tu risa será para mis manos
como una espada fresca en las horas oscuras.

Quítame el pan si quieres, quítame el aire,
pero no me quites tu risa porque me moriría,
no me quites la rosa, la lanza que desgranas,
el agua que de pronto estalla en tu alegría.

* * * * * * *


No esperes que te mire,
en la distancia yo voy marchando,
yo no dejé de andar hacia la vida
y el pan de todos mi amor,
¡ay! adiós,
¡ay! adiós.

Todo el amor en una copa ancha como la tierra te di,
todo el amor con estrellas y espinas lo apagaste mi amor,
todo el amor en una copa ancha como la tierra te di,
como la tierra te di mi amor.

Pero yo te alcé y te levanté en mis brazos y te clavé mis besos
¡ay! mi pequeña amada,
¡ay! adiós,
¡ay! adiós.

Irás dentro de una gota de sangre que circule por mis venas.
irás fuera como un beso que me abrasa el rostro,
nadie me conoció como una sola de tus manos me conoce,
nadie supo jamás cómo, ni cuándo mi corazón estuvo ardiendo,
¡ay! adiós,
¡ay! adiós.

* * * * * * *


Mi lucha es dura y vuelvo con los ojos cansados,
a veces, de haber visto la tierra que no cambia,
pero al entrar tu risa, sube al cielo y me busca
y abre para mí todas las puertas de la vida.

* * * * * * *


Yo no dejé de andar hacia la vida y el pan de todos,
no esperes que te mire en la distancia,
yo voy marchando amor,
¡ay! adiós.

Todo el amor en una copa ancha como la tierra te di,
todo el amor con estrellas y espinas lo apagaste mi amor,
todo el amor en una copa ancha como la tierra te di,
como la tierra te di mi amor,
¡ay! adiós.

* * * * * * *


Amor mío si vieras, si vieras que de pronto,
mi sangre cae y mancha las piedras de la calle,
ríe porque tu risa será para mis manos
como una espada fresca en las horas oscuras.

Quítame el pan si quieres, quítame el aire,
pero no me quites tu risa porque me moriría,
no me quites la rosa, la lanza que que desgranas,
el agua que de pronto estalla en tu alegría.


Autor(es): Pablo Neruda, Manuel Picón, Nagot Picón

Las canciones más vistas de