Carta Baladí

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Tengo para ti, sofista de terciopelo,
una estéril carta de amor de bombardero.
Tengo una ilusión por tu fe decapitada
y un dolor hediondo que me ahoga en mil palabras.

Tiempo ha pude observar la lerda acción de tu mente
al procurar mentir sobre mojado a la caterva.
Regentas ya un club de huestes indecentes
que ya se mofan de ti mientras buceas en la mierda.

Aunque siempre hay cuatro tarados
que escriben sobre papelinas
la crudeza del ser,
la histeria enmudecida.

Por eso tienes, sin quererlo, hoy aquí
un tropel de sucios garabatos,
la mimesis de un arlequín,
la vibración de cien portazos;
la razón esputa sobre tu cabeza
cuando adoras tu batín
y la carencia de torpeza
de mi carta baladí.

Siento con firmeza la postura de mi miembro
si se trata de anegar tu plática de agua de primavera.
Huyo de ideales, de etiquetas en la frente,
de gaviotas con el ala rota, de mustias rosas malolientes.

Guardo en mi haber el odio a la “mano alzada”
de brazos pudientes en nombre de los estómagos vacíos.
Procurad ventilar, cerebros abotargados,
la malicia en el poder, la corrupción de aborregados,
la estulticia somnolienta que guardáis en los bolsillos,
los misterios empañados por un hombre en buen aliño.

Las canciones más vistas de

Carta Baladi en Junio