El ombligo

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Redondo ombligo,
hermoso pellizco
de comadrona
en el vientre liso,
hoyuelo castizo
que el sol añora.

Tiene la virtud
de ser pequeño
y no estorbar.
Como adjetivo
decorativo,
no hay nada igual.

Ya es el que tiene
el papel principal
en el momento de nacer.
Uno crece
y él, siempre niño,
se niega a crecer.

La gravedad
le ha confiado
todo el equilibrio
del cuerpo humano,
que siempre está
en desequilibrio.

Llevadlo limpio,
es el brazo derecho,
la conciencia.
Si lo lleváis sucio,
será el ataúd
de la inocencia.

Redondo ombligo,
el mejor amigo
mío y de los demás.
Hasta el cielo
siempre fiel
vendrá con nosotros.


Autor(es): Enric Barbat

Las canciones más vistas de

Enric Barbat en Diciembre