Soñando contigo

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Soñé con robinsones y palmeras,
con islas del tesoro y calaveras,
con barcos de piratas.
Tenía entonces un sable de madera
y un equipo de primera,
formado con tapones de hojalata.

Soñé después con ser un marinero,
cortar en dos el mar con mi velero
y por banda diez cañones.
Tenía en mi mente, de Alberti, un texto entero,
una playa y un cielo
y a medias el Cantueso de Quiñones.

Soñé ser cantaor de celestiales.
Enamorar a la Cibeles
como sabe hacer el Cantamañanas.
Tenía una guitarra soñadora
dormida en una alcoba
de la Pensión Triana.


El tesoro que buscaba,
yo sabía que estaba
en uno de esos sueños escondido,
y cuando te tuve a mi lado
comprendí que había pasado
la vida entera soñando contigo.


Mi mundo se tornaba blanco y negro
cuando con un bombín, frente al espejo,
imitaba a Candilejas.
Recuerdo aquel azul mediterráneo,
un verdial en mis labios,
la devoción de cada primavera.

De pronto improvisaba un escenario
donde volvía loco al vecindario
cantando noche y día.
Ansiaba, deshojando el calendario,
los milagros de Mayo
y los veranos de la fantasía.

Contigo. Contigo. La vida entera contigo...
Cuando te tuve a mi lado
comprendí que había pasado
la vida entera soñando contigo.
La vida entera contigo.


Autor(es): Jesús Bienvenido

Las canciones más vistas de

Jesús Bienvenido en Diciembre