Zamba del cantor enamorado

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

El viejo río Cosquin
fue el testigo quieto de un desengaño
que un guitarrero cantor
sufriera en el arenal
cuando se escondía el sol.

Cuentan paisanos de allá
que un amanecer se escuchó su canto
era un lamento de amor
que del pecho le brotó
y entre los cerros quedó.

Quisiera verte volver
en una tarde de enero
si vuelves me encontrarás
en la orilla del Cosquín
con mi guitarra cantora
y en mis labios sentirás
que aún perdura el amor
que me dejaste al partir.

Qué cosas las del amor
si hasta agarra pena sólo pensarlas,
cuando comienza a gustar
como agua de manantial
sólo se empieza a alejar.

Alguna vez al pasar
por el viejo río en noche estrellada
quizás puedan escuchar
las coplas que del cantor
nacieron por un dolor.


Autor(es): Hernán Figueroa Reyes

Las canciones más vistas de