Crueldad

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

(Recitado)
Vencido del cuadro que vieran sus ojos
llegó a arrodillarse buscando calor.
Pidiendo caricias, consuelo, reposo,
para ese cansancio de tango amargor.
Quería desahogarse, tapando su falta,
no hablar contra ella y calmar su dolor,
pero un arrebato rompió ese respeto
con estas palabras que hablando lloró.

Déjame madre, que cuente lo que he visto
pues no me quedan más ganas de reír,
si yo le digo que no sé si resisto
para contarle, pues me siento morir.
Iba de blanco, subiendo la escalera,
y como un niño me puse a llorar
pues la llamaba en mi loca ceguera
y entre sollozos no pudo contestar.

¡Sí que era ella!
Yo no me engaño
estaba bella
cual una flor.
¡Madre! No tengo esperanzas
en mi pecho
mi amor está deshecho
la he visto en el altar.

Ha destrozado el cariño que tenía
ya me he vencido pensando en su traición
y ahora que tengo perdida mi alegría
para llorarla sin ninguna ilusión.
Sólo me quedan recuerdos del pasado
y esos pasajes me hacen padecer,
parece un sueño que ella me ha dejado,
si hemos jurado un inmenso querer.

Según he oído
a unos vecinos
que la casaron
por un platal.
¡Madre! Yo nunca pensé que
la vendieran
dejando de testigo
esta inmensa crueldad.


Autor(es): Alfonso Casini, Antonio Macri

Las canciones más vistas de

Tangos en Julio