Dónde está la verdad

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Sobre algún viejo olvido, respirando su aliento
de presente violento que le arruina la vida,
con la dosis escasa, arriesgada y prohibida,
al conjuro de alcoholes que disfrazan su mal.

Todo el día es de noche, todo el tiempo es de invierno,
toda calle un infierno tan descalzo y sin dientes;
desde el fondo acribilla ese miedo corriente,
y se excita el veneno, bajo un trago de sal.

Tanta ciudad le explota en la sonrisa
de aquéllos que cocinan con su jugo;
traperos que le asignan un mendrugo
en fiestas de la excelsa sociedad.

Y la verdad se agita entre los restos,
se aturde en el baúl de la basura,
sin fe, ni sol, con pena, tan a oscuras,
enferma de mentira y soledad.

Alguien alza la tapa, alguien quita los velos,
hay perfume a pañuelos memoriosos y blancos;
despabilan los ojos de ese oculto barranco,
y reviven historias, más allá del dolor.

Se desatan los nudos, se amplifica el coraje,
se retoma el obraje que proclama su vuelta;
de su cárcel absurda, la verdad es absuelta
y se torna esperanza, por un mundo mejor.

Tanta ciudad le explota en la sonrisa
de aquéllos que cocinan con su jugo;
traperos que le asignan un mendrugo
en fiestas de la excelsa sociedad.

Mas la verdad despoja su osamenta
de frágiles libretos ensayados,
enciende su coraje apasionado
y canta su canción de libertad.


Autor(es): Marta Pizzo, Marcelo Saraceni

Las canciones más vistas de

Tangos en Julio