Doña Froilana

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Flor de criolla fue mi mama
nunca la podré olvidar
le llamaban Doña Froilana
los paisanos del lugar.
Cuando allá en Olavarría
me sabía aconsejar
estas cosas me decía
y hoy la güelvo a recordar.

Mire m’hijo a la guitarra
tóquela de corazón
y ande quiera que vaya
debe honrar la tradición.
Al asao y al mate amargo
no lo debe despreciar,
china linda y buen caballo
no le tienen que faltar.

En el juego, juegue limpio,
me solía repetir,
cuídese de los bandidos
que lo pueden confundir.
No se fíe si reparten,
porque deben comprender
que hay un vivo en todas partes
la cuestión es dar con él.

Yo me acuerdo que mi mama
preparaba el cimarrón
y mi tata la esperaba
muy sentado en un rincón.
Y por una suerte loca
que cayó de sopetón
mi guitarra abrió la boca
para pedir su bendición.


Autor(es): Afner Gatti