La cepillada

Imprimir canciónEnviar corrección de la canciónEnviar canción nuevafacebooktwitterwhatsapp

Ya los bailongos de antaño se fueron,
ya nadie se luce en una milonga,
ahora otros bailes de Europa vinieron
que todos parecen la "ronda catonga".
Si no se puede creer...
que haya cambiado la muchachada
y que ese raro bailar oponga
a una milonga bien cepillada
como aquellas del ayer.

Ya no suena en el bandoneón
el canyengue del milongón,
el que lleva la raza criolla
bien escondido en el corazón.
El que su ritmo desarrolla
con compadrada y con orgullo
porque su ritmo es todo suyo
y está lleno de emoción...
Que comience el peringundín
a los sones del bandoneón
y acompañar esta milonga
con los latidos del corazón.

Bailes de gringos se bailan ahora
y el criollo, prendido a su nuevo camote,
quiere olvidar la milonga cantora
alzando la pata como un monigote.

¡Si no se puede creer...!
Cuando te miro, milonga mía,
Abandonada por el foxtrot,
con qué profunda melancolía
yo me acuerdo del ayer.


Autor(es): Manuel Romero, Héctor Quesada

Las canciones más vistas de

Tangos en Julio