Si llega a ser tucumana

Si la cintura es un junco
si la boca es colorada,
si son los ojos retintos
esa moza es tucumana.

Si es dulce como esa niña
y airosa cuando la baila,
si te gana el corazón
esa zamba es tucumana.

Y si la moza y la zamba
llegan a ser tucumanas,
ahogate en agua bendita,
que ya ni el diablo te salva.

Si es redondita y jugosa,
lo mismo que una naranja,
si es noche cerrada el pelo,
esa moza es tucumana.

Si a las sombras del pañuelo
le van dando distancia,
si te consuela y te miente,
esa zamba es tucumana.


Autor(es): M.A.Pérez, Gustavo Cuchi Leguizamón

Canciones más vistas de