Portada > Opinión
Vota: +0

Nápoles en Barcelona

Alessio y Giancarlo Arena: La vía fraternal

por Carles Gracia Escarp el 27/05/2016 

Los hermanos Alessio Arena y Giancarlo Arena ofrecieron en Barcelona un recital intimista conjunto con una selección de su repertorio al que incorporaron algunas joyas de su interés, algunos de sus referentes. En el artículo contamos algunos secretos de la esencia artística que les une y les hace únicos.

Giancarlo y Alessio Arena. © Carles Gracia Escarp
Giancarlo y Alessio Arena.
© Carles Gracia Escarp
Personas/grupos relacionados

Alessio y Giancarlo Arena, dos hermanos napolitanos que tal vez esta "ciudad secreta" no merezca lo suficiente, sabor a sur en sus gargantas, hay algo de misterio y mucha vida en lo que cantan, voces que iluminan y sal en la piel, será por El mar sobre Barcelona. Hay tradición lejana y modernidad, hay toda una juventud que palpita en sus canciones y algunas curvas remolonas, hay color en sus matices y guitarras que encantan, hay especialmente arte en vena y corazón espontáneo, sin duda muy buenos ingredientes para cantar y conectar con quien quiera escuchar sus canciones.

22 de mayo de 2016, con final futbolera en todos los medios de esta parte del universo y un rincón preciso y reducido donde escuchar algo de música, estamos en la Sala Fizz, un pequeño escenario para disfrutar con música en directo en la calle de Balmes de Barcelona, ahí acudimos a refugiarnos y encontrarnos al tiempo con las canciones propias y ajenas de Los Arena, que por una vez cantan juntos en público, aunque ya lo venían haciendo desde niños en la intimidad de su habitación, uno escuchaba al otro, practicando el tuya y mía musical, canciones con dedicatoria, más tarde en sus vidas resultó que fue en serio…

Fueron creciendo en familia de ciudad en ciudad donde iban recalando y adaptando al tránsito sus vidas adolescentes, y finalmente Barcelona por cosas del destino y su voluntad personal volvió a unirlos ya crecidos para la vida y en la música. Aquí siguen en sus caminos adentrándose en sus pequeños mundos de canciones propias que van sumando historias y melodías, in crescendo. Cada uno tiene su propio manual de compositor y su expresión vital inconfundible fruto de su experiencia personal única, inexplicables vibraciones.

Alessio escribe y canta textos con más misterio y ese es su encanto, cierta magia en su forma de escribir y de cantar, al final si se profundiza poco a poco uno lo llega a ver todo claro, claro, y se hace evidente que no canta a solas. Giancarlo es más directo en sus historias, es más del detalle cotidiano, las pequeñas cosas de la vida, un intimista puro. Ambos tienen ese no-sé-qué que remite seguramente de manera natural y sin buscarlo en su italiana manera de cantar a un estilo que les lleva desde su propia sensibilidad hasta la música de raíz más napolitana en el rasgo de sus voces, en sus canciones, en sus formas sobre el escenario, en su alma de artistas.

Alessio (Nápoles, 1984) es el mayor de los dos, su talento artístico ya tiene un sitio propio con su cancionero y su creciente discografía en cancioneros.com, aquí la pueden consultar. En 2010, junto a su hermano Giancarlo Arena (Nápoles, 1989), cantante del grupo catalán "Puerta 10", formaron el dúo acústico “Lacasavacía” y lanzaron en la red el single Pasos de cebra, el nombre del dúo hacía referencia al sonido limpio y al eco altivo en una casa sin muebles, a pared descubierta, como también simbolizaba esa infancia sin un lugar estable donde crecer, circunstancia biográfica relevante en sus trayectorias vitales.

Después de esa experiencia musical conjunta cada cuál siguió su camino en solitario pero se siguen apoyando cuando encuentran la ocasión, el pasado 28 de enero Giancarlo cantó tres canciones propias abriendo la presentación en directo del último disco de Alessio: La secreta danza. Giancarlo prepara ahora el que será su primer disco en solitario, muchas de sus canciones ya están cocinadas, producido por Toni Pagès, nos cantó cuatro de ellas en el concierto, poco a poco nos dijo, así será.

Y así se volvieron a unir por una noche sobre el escenario, con un repertorio preparado y compartido que nos hizo pasar buenos momentos, en el modesto escenario estuvieron acompañados por el músico de Figueres Joan Berenguer al piano y por el mexicano Carlos Montfort al violín, quien participará en el próximo primer disco de Giancarlo Arena.

Giancarlo y Alessio Arena. © Jordi Torrell
Giancarlo y Alessio Arena.
© Jordi Torrell

El concierto no podía tener inicio más adecuado que una canción napolitana, así nos interpretaron Reginella (1917) con letra de Libero Bovio y música de Gaetano Lama, una pieza que difundió fuera de Italia la artista Gilda Mignonette (1886-1953), en su tiempo la Édith Piaf de Nápoles, protagonista a su vez de la próxima novela en italiano de Alessio Arena que lleva por título Io sono la canzone. El reconocido cantautor napolitano Roberto Murolo (1912-2003) hizo de esta canción un clásico de su repertorio, los Arena la interpretaron a dúo en su lengua materna dando buena cuenta de sus orígenes como carta de presentación ante un público mayoritariamente perteneciente a su generación.  

Ya entrados en materia, Giancarlo cantó uno de sus temas de entre los inéditos que estarán en su disco: El día que rompí mis gafas nuevas, pueden escuchar el tema en el vídeo de youtube. Alessio por su parte cantó Un nido en la garganta, tercer tema de La secreta danza, para este directo Giancarlo tomó el relevo a El Kanka, quien la canta junto a su hermano en el disco. 

Un dúo delicioso, ideal para interpretar Eu sei que vou te amar, el clásico de Antônio Carlos Jobim y Vinícius de Moraes, siempre es un placer escucharlo y especialmente en esta ocasión. Luego Giancarlo cantó otro de sus temas que espera su próximo bautismo discográfico: Metro, sencilla cotidianeidad, experiencias personales contadas y cantadas con frescura.

Alessio, quien suele ser muy expresivo y natural en sus comentarios -escuchen alguna de sus entrevistas en radio o en internet- nos iba contando siempre con ánimo positivo pormenores biográficos y anécdotas relacionadas con algunas de sus canciones. Fue entonces el turno del segundo tema de su nuevo disco, una canción titulada De mí a Madrid,  una dedicatoria a la ciudad que tanto aprecia, donde vivió un tiempo tras salir de Nápoles. Fueron intercalando sus materiales sensibles y Giancarlo entonó su canción L.R., un tema con dedicatoria personal privada, eso es el amor.

Luego llegó un tema de la factoría de Joaquín Sabina y Pancho Varona, la que puede ser una gran versión de Peces de ciudad, ¡qué gran canción! Y un tema más de Alessio, el número siete de La secreta danza, en catalán La realitat vista per un artista, con su buena dosis de sarcasmo. 

Giancarlo nos hizo Bailar en la cocina, cuenta el autor que “la canción nace de una selección de manías anotadas en una hoja de papel, encontrada por casualidad, y en la cual se descubren, sin conocer nunca la procedencia, los rasgos más excéntricos y los más comunes de una persona. Todos crecemos con nuestras obsesiones, por esta razón, esta canción siempre se canta en primera persona”, pueden ver también el vídeo en youtube.

Amor sagaz es la cuarta propuesta de La secreta danza, Alessio la tomó prestada de su amiga la talentosa pianista Clara Peya que la había compuesto originalmente en lengua catalana y la grabó en su disco Mímulus en 2015, este es el único tema que no es propio en el último disco de Alessio Arena, si bien escribió su adaptación en castellano.

Ya acabando el temario musical, dos últimas propuestas que pusieron el broche de oro a la noche. La primera fue el tema Quando, una muy bella canción del maestro y cantautor napolitano Pino Daniele (1955-2015), clarísimo espejo en el que se miran las nuevas generaciones de autores en Nápoles, creo que deberían plantearse grabarlo a dúo Los Arena, excepcional versión nos ofrecieron, sólo por ella ya valió la pena el concierto.

Para el final reservaron su particular visión de una canción popular mexicana, de aquí para allá como sus biografías cambiantes de escenarios vitales, Alessio principalmente entonó La llorona, una historia que tantos recuerdos nos trae de la gran Chavela Vargas.

En definitiva, disfrutamos de un repertorio variado navegando entre lo propio de cada cuál y lo ajeno pero próximo, sin duda estos napolitanos saben lo que es cantar y desprenden al hacerlo similares vibraciones seguramente por aquello de la vía fraternal, andando justo al filo sobre el camino más luminoso que conecta la Vía Láctea con Rione Sanità, su popular barrio napolitano de origen (dicen que existe conexión directa), aunque ahora entre los dos vayan reconociendo de a poquito ya los adoquines duros y los tranvías nuevos de esta ciudad que es la suya, los Arena son parte del paisaje urbano, pura esencia artística al fin de las calles de Barcelona.










 
  

PUBLICIDAD
ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR
PUBLICIDAD

 

LO + EN CANCIONEROS.COM

 

HOY DESTACAMOS
Sufrió un infarto el 9 de agosto

el 28/11/2016

La empresa de management de Luis Eduardo Aute, ha informado mediante comunicado que el estado del trovador "ha mejorado notablemente en las últimas semanas y que se encuentra en una nueva fase de recuperación."

HOY EN PORTADA
Tango en Barcelona y Canción maleva

por Carles Gracia Escarp el 06/12/2016

La canzonista cuyana Sandra Rehder cerró un ciclo de recitales de puro tango que ofreció en el Borne de Barcelona junto a Marcelo Mercadante al bandoneón y Gustavo Battaglia a la guitarra, el trío prepara un nuevo disco (Canción Maleva) bajo un sistema de micromecenazgo que finaliza el 24 de diciembre.

 



© 2016 CANCIONEROS.COM, CANDIAUTOR 2010 SL

Notas legales

Qué es cancioneros
Aviso legal
• Política de privacidad

Servicios

Contacto
Cómo colaborar
Criterios
Estadísticas
Publicidad

Síguenos

  

 

Acceso profesional