Portada > Actualidad
Vota: +0

Amaury Pérez: «Puedo escapar de todo menos de mí mismo»

MEDIOS el 24/11/2009 

Después de un año de intensas giras por varios países, del megaconcierto “Paz sin fronteras” en la Plaza de la Revolución, donde fue uno de los principales organizadores, y recién llegado de Miami, el cantautor cubano Amaury Pérez nos sorprende todavía con un nuevo disco, Bardo, que está saliendo al mercado discográfico y del cual ya se escuchan algunas canciones en la radio.

Por Rosa Miriam Elizalde para Cubadebate

Amaury Pérez ha tenido la gentileza de adelantar a Cubadebate uno de los temas del nuevo CD -elegimos “Cuando uno ama una ciudad que no es la suya”- y el documental realizado por Ángel Alderete que recrea momentos de la grabación del álbum en los estudios Abdala. Por supuesto, también conversamos de todo un poco mientras va cerrándose la tarde en este domingo habanero de aliento otoñal, con Petí, cariñosa, animando las palabras.

Discos relacionados

 

-¿Con qué criterio armaste Bardo?

 

-Bardo es el disco número 26 de mi extensa discografía. Es el final de una trilogía que comenzó en 2003 con Trovador, continuó con Juglar en el año 2005 y ve su final con éste de 2009. Los tres están armados con canciones que escribí durante todos estos años de galopantes y movedizas vivencias, de amores y desamores, de caminos andados y vueltos a recorrer e intransigencias pasajeras o permanentes. Es un disco como los que hacía o pretendía hacer en los setentas y los ochentas, indiscutiblemente mis décadas más creativas y luminosas y con las canciones que me debía o que creía que me debía.

 

-Sé que has estado de gira últimamente. ¿Dónde hiciste presentaciones? ¿Cómo han sido recibidas las nuevas canciones?

 

-Ha sido un año intenso de giras: España, Francia, Venezuela, Centroamérica, y como cada año, México. Siempre intercalo en mis conciertos las nuevas canciones con las viejas y eso me da la oportunidad de medir el impacto que entre el público merece el más reciente material, debo reconocer sin pudor que fueron recibidas con entusiasmo.

 

-¿Qué hilvanó en un mismo proyecto musical una canción de amor a la ciudad de Nueva York y otra de desamor, como “De aquello no se habla”?

 

-El vivir, de eso se trata componer canciones o cualquier otro acto creativo si es sincero. Uno no está o no debería estar conforme con lo que es y siempre hacerse preguntas, aunque muchas veces esas preguntas no encuentren eco o respuestas. Pueden convivir en un disco la censura, y lo que es peor, los censores, como en el caso de “De Aquello no se habla”, y el amor a una ciudad como Nueva York donde he sentido la sensación de libertad más plena, allí, en sus calles y entre sus gentes he sido feliz por instantes y esos instantes han marcado y sellado mi comportamiento para transitar después otros caminos y llevarme de ida y de vuelta al mío: La Habana adorada y presentida.

 

-”Yo quería cantar ‘La Canción de la Trova’/ y se me adelantó Aladino en la aurora”. Háblame de Aladino y de lo que querías hacer en la música y no pudiste.

 

-Aladino es Silvio, mi entrañable y admirado amigo, Bardo está dedicado a él por su sabiduría, creatividad sin límites, y el hecho de que sin su presencia, mi vida hubiera sido otra, no digo que mejor o peor, sencillamente otra, si no lo hubiera escuchado en mi temprana adolescencia, quién sabe por donde andaría, quizás sería un recolector de migajas. Después de tanto tiempo me conforma haber sido influido por sus canciones, y además por su comportamiento ético y ciudadano. Con respecto a que quería hacer en la música y no pude te diré que pretendí “vivir en ella” y a lo sumo logré “vivir de ella”, me sosiega asumir que fue suficiente.

 

-Háblame ahora de lo que puedes decir con tranquilidad de espíritu: “esto salió bien”. ¿Qué perdurará de la obra musical de Amaury Pérez?

 

-No me interesa la posteridad, el presente necesita de mí como yo de él y no espero nada más del porvenir que no sea el que los cercanos valoren que no me traicioné a mí mismo, que fui un loco valiente, lenguaraz, exótico, y extravagante, que nunca renegué de mis ideas y preceptos por más incomprendidos que estos fueran, ni de mi amistad con Fidel. Con eso pudiera sentirme tranquilo. Me gustaría que mi epitafio dijera: Amaury vivió más allá del tiempo que le correspondió, a velocidad ultrasónica y no se arrepintió, fue un atrevido, lo hizo a su aire y descansa en paz.

 

- ¿Quién es Amaury y quién Amaurito?

 

-Amaury es el tipo que algunos quieren o creen conocer. Amaurito es el hijo de mis padres, el mayor de los hermanos de Ariana, el cariñoso muchacho de mis mayores. También cuando alguien pierde la paciencia conmigo o es paternalista, dice entre dientes, Amaurito y yo comprendo que he caído en un agujero o que estoy siendo admitido sin remedio. Amaury es el pensador, el polémico, el aguafiestas, el que se sale del libreto, Amaurito, al que se le perdonan deslices, malas notas y comportamientos reprobables.

 

-”A veces se torna excesivo/ el hedor dentro del desacuerdo”, son versos de tu canción “Tal vez deba”. ¿Alguna vez pensaste convertirte en emigrado?

 

-Si alguna vez pensé emigrar (la vida fue en ocasiones dura conmigo, sobre todo en los ochentas) pronto comprendí que podía escapar de todo menos de mí mismo y que si mi lugar estaba entre los míos y en las cosas por las que merecía la pena dar la vida (aunque también algunos de los míos estaban lejos), aguardar su regreso o el reencuentro era un deber cuando no una obligación.

 

Recientemente estuve en Miami en visita privada, me divirtió la desaforada atención mediática que recibí, cada día un nuevo invento, una nueva patraña, una nueva amenaza radial, una nueva artimaña periodística y gocé a mandíbula batiente (si mides el tamaño de mi quijada sabrás de la intensidad de mis carcajadas) las cosas absurdas que se decían de mí. Claro, Miami, ni La Habana, pueden presumir de un pensamiento monolítico u homogéneo y allí, en el centro del alboroto, comprendí de una vez que Miami es una ciudad plural donde el amor patrio, el cariño a los que decidimos permanecer, el respeto a las ideas propias por muy encontradas que pudieran parecer, son un destino que bien merece ser conocido. Por un grupito de seres renegados, ignorantes y vengativos que encuentran cobijo en los medios de comunicación no se puede enjuiciar a una sociedad en pleno, sean cuales sean las ideas que la animen. Fui y comprendí y aquilaté muchas cosas, volveré en otro momento porque allí también recibí amor y el amor será lo que nos salvará de la desidia, la maledicencia y el espanto.

 

-Cualquiera que examine la gran batalla mediática que antecedió el Concierto “Paz sin Fronteras” encontrará tu nombre en primera fila entre los que defendieron a capa y espada ese histórico encuentro en la Plaza de la Revolución. ¿Has conversado con Juanes recientemente? Desde la distancia de dos meses, ¿qué emociones perviven de este concierto?

 

-Me alivia pensar que no estuvimos equivocados, Juanes ni los que creímos en su noble y honesto proyecto. Vivimos, mi familia y yo, momentos difíciles por esos meses, las cosas que se llegaron a decir de nosotros, sobre todo en los blogs anticubanos nacidos en el seno de nuestra propia nación, porque hay que decir que fueron los más agresivos, todavía me estremecen, pero siempre, cuando estuve a punto de tirar la toalla pensé en Cuba, mi Cuba, nuestra Cuba y en los jóvenes de los que una vez fui parte, entonces me cargaba de energías y seguía adelante y si en otro momento se me presentara la oportunidad de hacer lo mismo, lo repetiría sin temor ni desgana. Haber visto a un millón de personas cantando, disfrutando y la imagen de mi país dándole la vuelta al mundo sanó cualquier lastimadura pasajera. Por supuesto que he hablado con Juanes y Olga (Tañón), aunque a decir verdad no nos hemos visto por cuestiones de agenda.

 

-Esta es una pregunta que siempre he querido hacerte: ¿Por qué “acuérdate de abril” y no “acuérdate de agosto”, por ejemplo?

 

-”Acuérdate de abril” es una canción de amor escrita para la madre de mis hijos, la conocí en abril de 1974. Miriam Ramos y Danny Rivera rescataron esta canción del olvido inminente, y no fue en agosto porque en agosto no fue, aunque después me enamoré definitivamente en enero, pero esa es otra canción o muchas.

 

-¿Qué es para ti ser libre?

 

-Te voy a contestar, ya que la libertad o la sensación de libertad guarda muchas aristas, con la letra de una canción que escribí en 1997(La libertad) y que debí grabar en Bardo, ahora me arrepiento.










 
  

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

 

LO + EN CANCIONEROS.COM

 

HOY DESTACAMOS
Sufrió un infarto el 9 de agosto

el 28/11/2016

La empresa de management de Luis Eduardo Aute, ha informado mediante comunicado que el estado del trovador "ha mejorado notablemente en las últimas semanas y que se encuentra en una nueva fase de recuperación."

HOY EN PORTADA
Tango en Barcelona y Canción maleva

por Carles Gracia Escarp el 06/12/2016

La canzonista cuyana Sandra Rehder cerró un ciclo de recitales de puro tango que ofreció en el Borne de Barcelona junto a Marcelo Mercadante al bandoneón y Gustavo Battaglia a la guitarra, el trío prepara un nuevo disco (Canción Maleva) bajo un sistema de micromecenazgo que finaliza el 24 de diciembre.

 



© 2016 CANCIONEROS.COM, CANDIAUTOR 2010 SL

Notas legales

Qué es cancioneros
Aviso legal
• Política de privacidad

Servicios

Contacto
Cómo colaborar
Criterios
Estadísticas
Publicidad

Síguenos

  

 

Acceso profesional