Portada > Opinión
Vota: +2

Entrevista

Recordando «Fins que el silenci ve» de Joan Baptista Humet con Jordi Vilaprinyó

por María Gracia Correa el 18/08/2020 

El 22 de febrero de 1979 se estrenaba en el Palau de la Música Catalana la obra Fins que el silenci ve (Hasta que el silencio llega). Unos meses antes había sido grabada en disco, con la participación de treinta músicos. Hoy tenemos la suerte de poder conversar con Jordi Vilaprinyó, responsable de los arreglos y la dirección musical de esta obra.

Jordi Vilaprinyó. © Xavier Pintanel
Jordi Vilaprinyó.
© Xavier Pintanel

Como breve resumen para situar al artista, comentaré que Jordi Vilaprinyó es profesor de piano en el Conservatorio Superior Municipal de Música de Barcelona. Ha actuado como solista de piano con la orquesta Ciudad de Barcelona entre otras. Ha participado en numerosos festivales como concertista y ha actuado con importantes artistas del mundo de la música de cámara. Ha grabado un disco con las sonatas inéditas del compositor Carlos Baguer (1768-1808) y ha llevado a cabo la grabación de los 6 volúmenes del Mikrokosmos de Béla Bartók en formato digital. Ha publicado una colección de cuatro discos de música americana para piano, el último en conmemoración del 80º aniversario de la muerte de George Gershwin.  Ha escrito obras para piano, de música de Cámara, con instrumentos de cobla y para orquesta sinfónica.

No hay mucha información en las redes sobre su aportación como músico y arreglista en el mundo de la canción de autor, sin embargo es por esta faceta por la que le hemos pedido su colaboración. El artista, influenciado por el rock sinfónico formó junto a Rafael Escoté, Jordi Martí y Jep Nuix el grupo Gòtic. Colaboró con cantautores como José María Purón, Elisa Serna y con autores de la Nova Cançó como Francesc Pi de la Serra, Lluís Llach y Raimon entre otros. Intervino en Qualsevol nit pot sortir el sol de Jaume Sisa y en discos que para mí son emblemáticos como Viure de Joan Isaac, con quién ha colaborado en múltiples trabajos más y es por esta cooperación por lo que yo he podido verlo en escena en varias ocasiones; de hecho, la primera vez que vi actuar al maestro fue en 2004, en el Teatre Nacional de Catalunya, acompañando al piano a Joan Isaac en la interpretación de A Margalida.

A continuación exponemos la entrevista realizada, recordando que Jordi Vilaprinyó es responsable de los arreglos y de la dirección musical de la obra Fins que el silenci ve de Joan Baptista Humet, y que en la grabación el disco intervino como músico con varios instrumentos: piano acústico, piano fender, clavinet, moog i efectos. Junto a Rafael Escoté (Bajo eléctrico), Jordi Martí (Batería y percusiones), Ricard Roda (Saxos, clarinete y flauta), Josep Mª Duran (guitarras) y Lluís Vidal (teclados) acompañó al piano acústico a Joan Baptista Humet en la presentación de la obra en el Palau de la Música Catalana.

Usted ya había colaborado en los arreglos del tema Sin motivo de Aires de cemento en 1978, ¿cómo conoció a Joan Baptista Humet, en qué proyectos trabajaba en aquellos momentos Jordi Vilaprinyó?

Conocí a Joan Baptista Humet a raíz de una actuación suya en la que participaban algunos músicos de mi grupo, concretamente Rafael Escoté y Jordi Martí, y al finalizar el recital, nos presentaron.

En aquellos años trabajé con Jaume Sisa, Chema Purón, el grupo Coses, Joan Isaac, Paco Muñoz y Elisa Serna, entre otros.

¿Sabe cómo fraguó la idea de este trabajo el autor y si ya tenía en mente una obra con una orquesta tan impresionante?

La idea básica del disco reside en el texto, que recoge ideas entre humanistas, místicas y ecologistas (él escribió también cáusticas), de denuncia, que escribió con la colaboración de su hermano Esteve Humet, psicólogo y escritor. Y enseguida percibí que Humet tenía una calidad creativa fuera de lo común, por encima de los demás cantautores que conocía.

La orquestación vino después, a instancias mías, cuando estuvimos trabajando juntos.

Debió ser un proyecto muy complejo, ¿tuvo apoyos o fue una lucha contra los elementos para poder llevarla adelante?

Más que complejo, fue un proyecto muy pensado, elaborado al detalle. Tampoco recuerdo que fuera tan dificultoso de llevar a cabo.

¿En qué circunstancias se realizó la grabación de Fins que el silenci ve?

Se realizó con las circunstancias que eran habituales en aquella época. La discográfica nos dio el ok, y pudimos grabar con suficiente tiempo, en el estudio Gema-1 de Barcelona, de finales de setiembre a principios de octubre de 1978.

¿Cómo se vivió la grabación de un disco como éste con una orquesta de 30 músicos y una concepción tan diferente de lo habitual en canción de autor?

Se trataba de piezas enlazadas, que grabamos independientemente, y después llevamos a cabo la edición de toda la “sinfonía”. Con una idea similar, salvando las distancias, a la cara B del disco Abbey Road de los Beatles, o posteriormente del Viatge a Itaca de Lluís Llach.

Ensayos para el concierto del Palau de la Música. © Colita|Arxiu Municipal de Barcelona
Ensayos para el concierto del Palau de la Música.
© Colita|Arxiu Municipal de Barcelona

¿Cuándo y dónde se estrenó como concierto? ¿Hubo actuaciones posteriores?

En el Palau de la Música Catalana, el 22 de febrero de 1979. Con una primera parte de 12 canciones suyas, en catalán y castellano, entre las cuales Layetana abajoQue no soy yoFullsGemmaTerciopeloCoronel, etc,  y la cantata Fins que el silenci veen la segunda parte, con un grupo orquestal de 6 músicos, y la participación de un mimo-bailarín.

Y ya no se ha vuelto a interpretar.

¿Hubo respuesta positiva del público?

Sí, el público se sintió interpelado y reconoció la calidad de los textos y la música de Humet, y la calidad del acompañamiento musical, aunque no llenó el Palau.

¿Qué tipo de público lo rodeó en este proyecto, el suyo habitual seguidor de sus canciones en castellano? ¿o fue un público diferente?

Joan Baptista Humet consideraba que el público catalán adicto a los cantautores catalanes, no lo veía como tal. En general, la gente lo consideraba como un cantante de canciones comerciales, no de protesta. En el programa de mano del concierto escribió: “Ja gairebé pensava que no veníeu”, es decir, “ya creía que no ibais a venir”.

¿Qué repercusión tuvo esta obra en la crítica del momento?

Los críticos del momento: Albert Mallofré, Antoni Batista y Jordi García-Soler, valoraron positivamente sobre todo la parte musical.

Esta obra fundamental en la vida de Joan Baptista Humet ¿Qué repercusión cree que tuvo en la trayectoria posterior del autor?

Sé que Joan Baptista Humet apreciaba mucho el resultado del trabajo hecho en el disco, y que lo consideraba un “disco de culto”. Pero en todo caso, es una obra aparte de su producción.

Para finalizar le agradecería que nos expresara su opinión sobre esta obra, lo que representó para usted personal y profesionalmente.

Los días-meses de trabajo codo a codo con Joan Baptista Humet fueron de un gran intercambio de ideas, una simbiosis fructífera que hizo que yo mismo sacara lo mejor de mí, todo mi entusiasmo juvenil, y él se sintió a gusto trabajando conmigo. Grabamos las bases con Rafael Escoté al bajo, Jordi Martí a la batería, y yo mismo al piano y a los teclados, con la inestimable colaboración del guitarrista Josep Maria Duran, a las que fuimos añadiendo los otros instrumentos en recording, entre los cuales cabe destacar la participación de Ricard Roda al saxo alto, así como una sección entera de cuerda.

Para mí fue un salto adelante en mi labor como arreglista, que me consolidó profesionalmente.










 
PUBLICIDAD
ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR
PUBLICIDAD

 

LO + EN CANCIONEROS.COM

 

HOY DESTACAMOS
Óbito

el 12/09/2020

El cantautor, periodista y escritor Joaquín Carbonell, uno de los máximos exponentes de la canción aragonesa, ha fallecido hoy a las 9:30 víctima de las complicaciones sufridas por el COVID-19 tras siete semanas ingresado en el Hospital Clínico de Zaragoza.

HOY EN PORTADA
La Murga de autor

por Leandro Piragini el 11/09/2020

Nacido y formado como persona en el barrio montevideano de Peñarol, en el cual se reconocen a las familias que allí viven por su "origen nacional" (en esta calle los italianos, en aquella los alemanes, etc., entre todas las colectividades allí convivientes), Gerardo Dorado Dietrich (18 de febrero de 1982) está dispuesto a salir hoy a escena, por segunda vez en su carrera solista, a las tablas del Teatro Solís de Montevideo, escenario principal de la República Oriental del Uruguay.

 



© 2020 CANCIONEROS.COM

Notas legales

Qué es cancioneros
Aviso legal
• Política de privacidad

Servicios

Contacto
Cómo colaborar
Criterios
Estadísticas
Publicidad

Síguenos

   

cancioneros.com/letras
Acceso profesional