Portada > Opinión
Vota: +0

Alessio Arena cuenta las canciones de «La secreta danza» (2 de 12)

Alessio Arena: «#2 De mí a Madrid»

por Alessio Arena el 05/04/2016 

Seguimos con la explicación de las canciones de La secreta danza de Alessio Arena contada en forma de cuento. Hoy, el segundo corte del disco, De mí a Madrid.

 

Alessio Arena. © Santiago Borthwick
Alessio Arena.
© Santiago Borthwick
Canciones relacionadas
Discos relacionados
Personas/grupos relacionados

 

Mira, cuando yo llegué también llegaron las cucarachas. El pisito estaba muy cerca de la plaza de la iglesia de San Cayetano, en una de las arterias menores del corazón de Lavapiés.

 

Al principio no debí darme cuenta y pisé alguna. Alguna otra se debió de colar en la boca de la guitarra que teníamos colgada en una pared del comedor. Ellas llegaron a Madrid el mismo día que yo, de esto estoy seguro, pero nuestro primer y escandaloso encuentro se retrasó por lo menos un par de semanas. Yo me había venido a la ciudad con la idea de escribir una novela que contara la historia de supervivencia de una familia napolitana, perseguida por la camorra y por las pesadillas del más joven de ellos, el artista de la familia, Antonio Bacioterracino.

 

Para construir el personaje del adolescente me inspiré en el hijo de la Menchu, la portera, una andaluza gruñona que podía llevar el mismo jersey cuatro, cinco días seguidos: en el dichoso jersey ponía "Sierra Nevada" y la reproducción de unos picos de montaña muy blancos, o sea muy amarillos.

 

"¿Eres cantante o algo?" me preguntó un día la señora, viéndome subir por esas escaleras de madera que olían a alcanfor. "Algo... algo así" le dije y fue cuando ella me presentó al hijo, un chico grandote, con la cara infestada de pecas, y unos bigotes muy finos que le asomaban de la comisura de los labios. "Éste quiere tocar el violín" dijo su madre soltándole una colleja.

 

Él me lanzó una mirada desafiante, la que no habría olvidado en los días siguientes, cuando empecé a escucharle tocar y parecía que todo Madrid se viese atravesado por un dolor de médula, de articulaciones, y todo, todo, todo, todo chirriaba alrededor.

 

Fue el violín del hijo de Menchu lo que las despertó, por fin, y propició mi encuentro con ellas.

 

Era una noche de domingo y todas las cucarachas de Lavapiés salieron al trote, enloquecidas por ese terrible ruido, negras del susto.

 

Lo único que yo supe hacer fue salir al balcón y ver que mucha gente, desde las ventanas, y las terrazas, comentaban la horrible invasión.

 

"Esto es pa' mear y no echar gota" decía Menchu, en el medio de la calle, con los brazos levantados hacia el cielo. "Si es que con este frío nunca hemos tenido bichos".

 

Pocos minutos después entró enfurecida a su casa y salió con el instrumento de su hijo. Debió de pensar que la culpa la tenía él, así como lo había pensado yo.

 

Pero el hijo de Menchu podía con ella y le arrebató en un segundo el violín de las manos. Vestido de valor, se puso a tocar en medio de la calle.

 

Entonces yo desperté, vi que no había cucarachas, sentí que hacía frío y me acerqué al balcón para cerrar las persianas.

 

En Madrid nevaba y para mí ésa era la primera nieve de mi vida.

 










 
PUBLICIDAD
ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR
PUBLICIDAD

 

LO + EN CANCIONEROS.COM

 

HOY DESTACAMOS
Óbito

por Dailos González Díaz el 03/05/2020

El cantautor Hamid Cheriet, más conocido como Idir, icono de la música en lengua amazigh, falleció el pasado 2 de mayo en París a la edad de setenta años.

HOY EN PORTADA
Novedad discográfica

por Leandro Piragini el 06/05/2020

Con enorme sorpresa descubro la publicación en Spotify, fechada el pasado 1 de mayo, del concierto que dieron los trovadores cubanos Santiago Feliú y Frank Delgado el 28 de diciembre de 2012, en la sala "Raquel Revuelta" de La Habana, con motivo del 40º aniversario del nacimiento del Movimiento de la Nueva Trova.

 



© 2020 CANCIONEROS.COM

Notas legales

Qué es cancioneros
Aviso legal
• Política de privacidad

Servicios

Contacto
Cómo colaborar
Criterios
Estadísticas
Publicidad

Síguenos

   

cancioneros.com/letras
Acceso profesional